Costos

Plan para saber cómo salir de las deudas

cobro deudas

Las deudas – Como salir de las deudas. Consejos para afrontar deudas de la mejor forma. Actitud ante el endeudamiento de las empresas y en la vida.

No existen muchas cosas más complicadas que salir de las deudas, porque si se ha llegado a ellas es por algo. Lo primero que hay que plantearse antes de salir de las deudas es qué es lo que ha motivado llegar a ellas. Y lo segundo es si realmente estás en disposición de afrontar los sacrificios que este camino puede suponer.

Ser consciente de las principales razones de endeudamiento

Si se trata de una empresa, las principales razones de endeudamiento pueden haber sido inversiones mayores que las que se podían afrontar, gastos que se pensaba solucionar, un mal funcionamiento del negocio o imprevistos.

Si se trata de una persona, pueden haber muchas razones para llegar a las deudas, como el consumo en algo de lo que hay que salir antes de plantearse salir de las deudas. Por ejemplo, el hecho de que el sueldo sea insuficiente y se gaste a mayores en tabaco. Es un ejemplo muy caro que demuestra que antes de plantearse cubrir las deudas hay que empezar por lo básico, dejar el tabaco, y un ejemplo muy caro de lo que puede pasar en la vida y en los negocios.

Un nuevo estilo de vida y sacrificios

Hay que empezar a adquirir un estilo de vida más simple, con menos gastos, al menos hasta cubrir las deudas existentes. Para ello se debe aprender a vivir con menos pero sin pasar necesidades, lo que pasa por descubrir de qué gastos se debe prescindir y cuáles son realmente necesarios. Puede parecer una tontería prescindir de algo que supone un gasto de 2 euros a la semana, pero si se produce una acumulación de estos pequeños gastos a lo largo del tiempo se está hablando de una importante cantidad de dinero. Antes de comprar piensa ¿realmente lo necesitas?

Pero sacrificar gastos no supone quitar más de lo necesario, está bien recortar hasta el máximo pero no rebasar esa frontera que puede llevar a consecuencias indeseadas. Establece preferencias y no las rebases. Puede sonar muy tentador despedir a todos los empleados menos a uno y que éste asuma el trabajo de los demás por el mismo sueldo, pero esto es irreal y perjudicial. Puede sonar muy tentador bajar la calidad de las materias primas hasta el punto de que el producto tenga poca duración, y además de ahorrar el cliente tenga que volver antes, pero esto provocará la insatisfacción de los “exclientes”. No hay que pasarse con los recortes de gastos.

Además, es necesario adquirir una buena educación financiera que permita llevar a mejor puerto las finanzas y concienciar a los empleados acerca de lo que se ha aprendido y lo que se debe hacer. Uno de los primeros pasos es librarse de las tarjetas de crédito, que llevan a más gastos que además son más difíciles de controlar.

Crear un buen plan de deudas

Se debe hacer un plan para salir de las deudas, y cumplirlo. Esto ayudará a llevar una mejor organización de lo que hay que pagar, cuándo, de dónde sale el dinero, qué se recorta y demás. Hay que tener paciencia, ya que deudas grandes no se pagan en pocos días. Si por el camino encuentras mejores formas de llegar antes a los objetivos, piénsalas bien y si merecen la pena aplícalas, reconsidera el plan de vez en cuando.

Existen muchas estrategias para afrontar las deudas, y cada cual puede hacer la suya. Las claves pueden ser: pagar al que más comisiones supone, pagar las deudas más grandes o pagar las deudas más pequeñas. Pagar las deudas más pequeñas tiene la ventaja de que se pagarán más rápido y se pueden seguir afrontando las demás deudas con más comodidad.

Lo más importante es planear y seguir un orden, establecer preferencias y cumplirlas, sabiendo que ello implicará sacrificios importantes pero es la única forma de salir de las deudas y poder a empezar de cero sin deudas y con muchas cosas aprendidas. Pero siempre se debe empezar por los gastos necesarios, el pago de deudas y, si queda algo, lo demás.

Cómo conseguir dinero para afrontar las deudas

Refinanciar deudas es una estrategia que utilizan muchas personas y empresas. Supone pagar menos cantidad de dinero cada mes afrontando todas las deudas existentes pero pagar durante más tiempo y más comisiones. Sin embargo, si se refinancia hasta el punto de que sea cómodo pagar puede merecer la pena.

Antes que esto, es buena idea hablar con las empresas con las que se tiene deudas indicando que se va a pagar e intentando pactar con ellas para conseguir una solución beneficiosa para ambas partes.

Otra solución es vender activos que no son imprescindibles. Puede ayudar a cubrir alguna deuda o a vivir algo mejor mientras se tienen que afrontar las deudas. Esto tiene que venir siempre antes que acudir a nuevos préstamos para pagar los anteriores (totalmente desaconsejable ya que lleva a un círculo vicioso difícil de salir).

Además de vender activos se debe buscar nuevas fuentes de ingresos, nuevas posibilidades de ganar más dinero en la empresa o en la vida. Para ello puede ayudar la imaginación, las promociones interesantes o nuevos caminos.

Usar el fondo de emergencias puede ser necesario ante cualquier imprevisto. Por eso, siempre se debe contar con uno. Si no se tiene, es necesario empezar. Si se tiene un fondo de emergencias importante se puede utilizar parte de él para afrontar las deudas más pequeñas o las que mayores comisiones tengan.

Compartelo porfavor
1 Comment

1 Comment

  1. mauro ortega

    Martes 4 diciembre 2012 at 3:03

    excelente instrutivo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top