Gestión Contable

Qué es un presupuesto

Qué es y para qué sirve un presupuesto

Gestión Contable. Aprende lo qué es un presupuesto, para qué sirve y cuáles son los principales tipos que existen.

Un presupuesto es la estimación futura de las operaciones y los recursos de una empresa, el cual, es elaborado para obtener en un determinado periodo, los objetivos económicos y financieros propuestos, es decir, elaborar un presupuesto es simplemente sentarse a planear lo que se desea hacer en el futuro y expresarlo en términos monetario.

De este modo, cuando elaboramos un presupuesto para nuestra empresa, en realidad lo que estamos haciendo es planear a futuro. En ese caso, nos preguntamos cuánto pensamos vender, qué necesitamos hacer para lograrlo, cuánto tenemos que gastar y, lo mejor de todo, sabremos cuánto vamos a ganar en un determinado periodo. Obviamente, todo esto no pasa de ser una estimación en base a nuestra experiencia e información, la cual, puede variar en función de numerosos factores ajenos a nosotros.

¿Para qué sirve un presupuesto?

Llegados a este punto, es necesario preguntar: ¿Para qué sirve un presupuesto? Veámoslo a continuación.

Saber cuánto dinero se va a ganar. Tener en mente la cantidad de ingresos que se generarán mensualmente, ayudará a definir qué gastos se pueden asumir realmente, lo que en la práctica, permitirá organizar de la mejor forma posible el capital para hacerla rendir al máximo.

Conocer a dónde va a ir el dinero. Esto permitirá definir qué gastos son necesarios y cuáles no, de tal modo que se puedan tomar decisiones estratégicas con responsabilidad.

Ver el modo de organizar las finanzas. Tomar el control de la economía de la empresa permitirá priorizar gastos, fijar objetivos, desarrollar habilidades para analizar distintas situaciones y reaccionar de manera adecuada frente a los imprevistos que puedan surgir.

Establecer el método para alcanzar los objetivos. Una vez se hayan organizado los beneficios y los gastos, podremos concretar los objetivos a corto, medio y largo plazo, para que de este modo, se pueda ir planificando su consecución de forma ordenada y coherente.

Tipos de presupuestos

Existe una amplia variedad de tipos de presupuestos distintos, los cuales, pueden ser clasificados en base a una serie de criterios.

En función de la entidad:

Públicos: Son elaborados por los Estados y las Administraciones Públicas para controlar los gastos y los egresos que realizarán las distintas dependencias. Este tipo de presupuestos se elabora en base a los gastos, ya que primero se hace una estimación de las erogaciones que se llevarán a cabo para satisfacer las necesidades públicas, y posteriormente, se plantea como cubrirlas.

Privados: Son elaborados por las empresas particulares, quienes primero estiman sus ingresos, y posteriormente, establecen cómo gastarlos.

En función de su contenido:

Principales: Son una especie de resumen en donde se establecen los puntos estructurales que componen los elementos de la empresa.

Auxiliares: Se muestran las operaciones estimadas de cada uno de los departamentos de la empresa, es decir, forman parte del presupuesto principal.

En función de su forma:

Flexibles: Son aquellos que anticipan alternativas, por lo tanto, poseen determinada elasticidad ante posibles cambios. En este tipo de presupuestos existen diferentes planos de alternativas en caso de que las situaciones previstas se vean modificadas. Dichas variaciones se expresan fijando porcentajes de acuerdo a una base determinada.

Fijos: Son aquellos presupuestos que permanecen iguales durante todo el período presupuestal, es decir, no se prevén las variaciones ante posibles cambios. Sin embargo, esto no significa que no se tengan que ser revisados periódicamente.

En función de su duración:

A Corto Plazo: Se aplica si el ciclo de operación abarca un año o menos.

A Largo Plazo: Se aplica si el ciclo de operación abarca más de un año.

En función de la técnica de elaboración:

Estimados: Son aquellos que se elaboran en base a experiencias del pasado, es decir, de forma empírica, por lo que existe una probabilidad, más o menos razonable, de que suceda lo que se ha estimado.

Estándar: Estos presupuestos se elaboran sobre bases científicas y mediante estudios estadísticos, por lo que el porcentaje de error se reduce significativamente, por lo tanto, representan los resultados que se deben obtener.

En función del objetivo estimado:

De Posición Financiera: En este tipo se muestra la situación financiera que tendrá la empresa en el futuro, en caso de que se alcance el objetivo estimado.

De Resultados: Este presupuesto mostrará los resultados a obtener, en caso de que se cumplan las condiciones previstas inicialmente.

De Costes: Reflejan, para un período futuro, las erogaciones que se van a efectuar. Para su elaboración se toma como base los pronósticos de ventas.

Compartelo porfavor
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top