Investigación de Mercados

Clientes potenciales

Cliente-potencial

Definir nuestro público objetivo es vital para conseguir llegar directamente a aquellos clientes interesados en nuestro producto.

Hemos decidido abrir nuestro propio negocio o ampliar los horizontes de nuestra empresa, y para ello debemos hacer balance de nuestros objetivos, los recursos de los que disponemos y otros factores importantes que debemos tener en cuenta antes de empezar nuestra actividad. A esto se le denomina estudio de mercado y sirve para sentar las bases de la actividad de nuestro negocio y estudiar no solo nuestras posibilidades, sino nuestros puntos fuertes y aquellos en los que no sobresalimos lo suficiente. Es importante conocer las pautas para la investigación de mercado y lograr así nuestros objetivos.

Uno de los puntos más importantes de nuestro estudio de mercado es conocer a nuestros clientes potenciales, aquellos a los que queremos dirigirnos. Según el carácter de nuestro negocio, podemos utilizar una u otra técnica para identificarlos.

-Si todavía no hemos lanzado nuestra empresa, es importante reunirse con el equipo para determinar qué segmento de la población necesita o se interesaría por nuestro producto. Debemos identificarlos de la forma más detallada posible, atendiendo a su edad media, su segmento sociodemográfico y otros intereses que puedan tener, para poder cubrirlos en un futuro. Cuanto más detallado sea el estudio de este cliente tipo, mejor podremos determinar acciones de promoción específicas y hacer predicciones de futuro en torno a su cambio de gustos o al nacimiento de nuevas necesidades.
– Si nuestra empresa ya está en funcionamiento y disponemos de los primeros clientes, podemos analizar cómo utilizan nuestro producto y recibir un feedback por su parte que nos ayude a determinar si hemos escogido el segmento adecuado y cómo podemos mejorar su promoción.
– Por último, si queremos dar un giro radical a nuestra empresa o lanzar un nuevo producto, lo mejor es que establezcamos un histórico que nos permita analizar qué hemos hecho en el pasado, cómo hemos conseguido logros y adaptarlo a la nueva situación.

Una vez que hemos identificado a nuestros clientes potenciales, debemos pensar dónde se encuentran para poder dirigirnos directamente a ellos. Si vendes equipaciones para motocicletas, por ejemplo, lo ideal es que acudas a concentraciones, ferias o contactes con otros distribuidores para poder promocionar tus productos y llegar directamente al público interesado en tu producto.

Según nuestro modelo de negocio encontrar a nuestros clientes potenciales será más o menos fácil y tendrá distintos costes. En este sentido, el marketing digital ha abierto un punto de inflexión en la búsqueda de leads o contactos potenciales, de forma que un gran número de sectores pueden utilizar técnicas de captación de leads y reducir así tanto el coste de tiempo como de recursos económicos en la consecución de nuevos clientes.

Si nuestros clientes potenciales son usuarios activos de internet, nuestro estudio de mercado debe incluir las acciones que realizan y las páginas en las que se suelen mover, para poder promocionar nuestro producto en ellas. Captar un cliente en internet puede ser sencillo, aunque debemos disponer de una serie de elementos que permitan a nuestros clientes identificar las ventajas de nuestros productos e interesarse por ellos. Una buena forma de promocionarnos antes nuestros clientes potenciales es crear una base de datos que utilizaremos para diferentes campañas, tanto online como offline. Lo ideal es poder segmentar esta base de datos de la forma más detallada posible para así poder lanzar campañas específicas orientadas a las necesidades de cada segmento de nuestro target. No nos olvidemos que una vez que conseguimos una venta es importante iniciar un proceso de fidelización para que el cliente se interese de nuevo por nuestros productos y pase a ser un cliente fiel.

Estudiar de una forma detallada a nuestro cliente potencial nos ayudará a establecer distintas formas de promoción para hacerle llegar nuestro producto de la forma más directa posible y despertar en él el máximo interés. Para ello, debemos basarnos en un estudio de mercado detallado que nos ayude a sentar las bases de nuestra estrategia de marketing y conseguir todas las ventas posibles.

Compartelo porfavor
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top