Cómo terminar un proyecto de la empresa

adicto trabajo
Economía y Empresa

Muchas empresas funcionan en base a proyectos, por lo que es necesario poder conseguir acabarlos y hacerlo a tiempo. Para ello hay que plantearse objetivos y metas realistas, además de un plazo para la finalización adecuado. No se debe plantear un plano de finalización inviable para poder aceptar más proyectos y más beneficios para la empresa, porque ello sólo conseguiría quedar mal y no finalizar proyectos.

Una vez que se cuenta con los datos del proyecto y el plazo de entrega, además de la información necesaria para poder empezar el proyecto, se debe planificar muy bien antes de desarrollarlo. La planificación es clave, no empieces un proyecto sin hacerlo ya que eso sólo logrará perder más tiempo.

La planificación del proyecto debe ser perfecta, lo más detallada posible y con plazos que se puedan cumplir. Se debe poder contar también con un tiempo para imprevistos, pero no se debe tener en cuenta demasiado ya que esto podría hacer que en algún momento se rinda menos teniendo en cuenta que aún hay algún tiempo excedente.

Preferentemente la planificación debe contar con los objetivos, tareas concretas y tiempo de realización y ejecución de las tareas. Hay que aprender a gestionar el tiempo eficazmente.

Si existe una persona que dirige el proyecto y otras que lo cumplen, se le debe indicar una fecha algo anterior que la verdadera fecha de entrega, y si en algún momento se tiene que recurrir al tiempo de imprevistos indicarle que aún está a tiempo para que no se agobie. Es bueno poder contar con un calendario donde aparezcan las fechas de entrega de proyectos, los festivos y días laborales, poner post-it e incluso alarmas que ayuden a recordar la fecha.

No se debe descuidar un proyecto, aunque quede mucho tiempo para la entrega, ya que en cualquier momento puede surgir otro que no deje finalizar el primero, además cuanto antes se realice el proyecto mucho mejor. No dedicar más tiempo al proyecto quiere decir que sea mejor, por lo que dale el tiempo que sea necesario y no más, aunque sí que hay que cuidar todos los detalles y saber exactamente qué es lo que quiere el cliente.

No hay que desesperarse, si se puede hacer se hará. ¿Recuerdas todos los momentos en los que pensabas que no ibas a lograr hacer algo o salir de un problema y al final siempre todo se solucionó?

Un truco para lograr terminar los proyectos es poner las tareas más aburridas, complejas y desmotivadoras antes de las tareas que más gusten, así existe motivación de acabar una tarea para pasar a realizar la otra.

Se deben utilizar técnicas de motivación, realizar ejercicio, darse un tiempo para sí mismo y poner las ideas en claro. Cada día es un nuevo día, una nueva oportunidad a aprovechar.

También te puede interesar...
To Top