Control de los gastos de nuestra empresa

Gestión Financiera

A pesar de que se habla mucho de este tema por estar en tiempos de crisis, es importante hacer hincapié en que el control de los gastos de nuestra empresa no solamente debe realizar cuando vienen las “vacas flacas”, al contrario, se trata de una estrategia financiera que se debería aplicar siempre para lograr unos beneficios mucho mayores para nuestra compañía, de tal modo que se evite el derroche y despilfarro absurdo que se da en muchas organizaciones.

Controlar los gastos no significa otra cosa que reducir los costes que posee anualmente nuestra empresa, lo cual resulta ser un buen principio para el desarrollo del trabajo. Para ello se precisa que la compañía sea rentable y permita subsistir a las futuras crisis financieras mientras que se va logrando su misión.

Algunas propuestas que lograr mejorar el coste-eficiencia de nuestra empresa son las citadas a continuación:

–          Hablar con el personal de la empresa para que nos aporten ideas sobre cómo aumentar la eficiencia y formas de deshacernos de la basura

–          Negociar descuentos con los grandes proveedores de nuestra organización

–          Aplicar métodos para ahorrar y realizar un control de  los gastos de nuestra empresa en el material de oficina, el transporte, el teléfono, las fotocopias u otro tipo de artículos que se “engullen” gran parte de nuestro presupuesto

–          Incentivar a los miembros del personal para que consigan un mayor ahorro económico para el empresa

–          Establecer unas metas que sean coherentes y alcanzables para controlar los gastos. Una buena forma para que una vez se haya conseguido el propósito, esta forma de trabajar se convierta un algo habitual para reducir al máximo el coste de la empresa es premiar al finalizar el mes por ejemplo a aquel departamento que haya logrado recortar más gastos

–          Informarnos a través de los medios de cómo lograr un mayor ahorro para nuestra compañía

–          Tener un especial cuidado con el uso de las tarjetas de crédito corporativas

–          Unir nuestras fuerzas con otras organizaciones para hacer grandes pedidos al por mayor y así lograr una mayor reducción de costes

El control de los gastos de nuestra empresa es un punto clave a tratar en la estrategia financiera de  nuestra compañía, y es que en los que respecta a este ámbito el presupuesto que puede llegar a ahorrarse es bastante elevado, ya que muchas organizaciones, especialmente multinacionales no se dan cuenta del exagerado derroche que se produce en cada departamento.

El dinero debe cuidarse mucho, ya que cuesta mucho lograr amontonarlo, pero sin embargo cuesta muy poco que se vaya de nuestras manos, y ello en una compañía puede hacer estragos económicamente. Es recomendable examinar de forma periódica los informes de gastos  mensuales que se producen en la empresa e ir comparándolos para conseguir detectar a tiempo un aumento desorbitado de los costes de la empresa, y así posteriormente tomar todas las medidas oportunas para evitar que siga ocurriendo el problema.

También te puede interesar...
To Top