La importancia para las empresas de saber escuchar

Conoce el telemarketing
Recursos Humanos

Saber escuchar es un aspecto clave para el mejor funcionamiento de las empresas, de hecho es un factor muy importante de cara al crecimiento y rentabilidad de la empresa. Es un aspecto a tener en cuenta tanto a nivel interno como externo de la empresa, tanto para el clima laboral como para el marketing de la empresa.

Un buen jefe tiene que saber escuchar a sus trabajadores y a sus colaboradores. Debe fomentar una buena comunicación en que las demás partes hablen y se sientan escuchadas, además de saber hacer las preguntas acertadas. La comunicación muchas veces sólo se basa en que la otra persona sienta que se le presta atención, en otras ocasiones consiste en una negociación, pero en todas hay que saber escuchar. Esto es clave para el clima laboral y para el correcto funcionamiento de la empresa.

No hay que oír, hay que escuchar, no interrumpir, crear empatía, intentar entender a la otra parte y ofrecer lo mejor que se puede dar dentro de lo que se espera. Saber escuchar es mucho más que acciones, es una filosofía de vida, y es clave en cualquier empresa. Puede ser la diferencia entre una empresa regular y una empresa excelente.

Un informe desarrollado por Social Media Today indica que la sinceridad es el elemento más importante de las campañas de marketing en las redes sociales, y es que los usuarios responden mejor cuando las empresas se muestran receptivas y participativas, cuando saben escuchar. Por eso mismo, las empresas pueden utilizar los medios y redes sociales como una buena estrategia de marketing, siempre teniendo en cuenta que saber escuchar es clave para el marketing y su reputación. La empresa tiene que ser un buen oyente activo.

Saber escuchar a los clientes es un punto básico de toda empresa, y es que los clientes aunque no tengan la razón hay que dársela, ofreciendo una solución a sus inquietudes o problemas con la empresa. Para ello es necesario escuchar al cliente, ponernos en su lugar y entender por qué reacciona así. Es necesario que todas las personas que compongan la empresa tengan la capacidad de escucha activa. Habiendo hecho esto, se podrá ofrecer una solución satisfactoria a ambas partes.

Como se puede ver, saber escuchar es un aspecto clave en toda empresa, para un correcto desempeño, y también es muy importante en la vida. No basta con oír, sino que se debe prestar atención a lo que se oye. Hay que dejar un tiempo de reflexión para poder conocer qué es lo que se debe hacer en cada ocasión, pero si una empresa empieza a prestar atención puede tener nuevas ideas a las que de otra manera no habría llegado. Escucha y tu empresa crecerá.

También te puede interesar...
To Top